Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 1 de marzo de 2024. La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) ha interpuesto denuncias ante la Agencia de Información y Control Alimentario (AICA) para que este órgano dependiente del Ministerio de Agricultura investigue si la cadena de distribución ALDI comete una presunta venta a pérdidas o destrucción de la cadena alimentaria en su venta de arroz y naranjas.

Por un lado, la organización presidida por Cristóbal Aguado denuncia una promoción de ALDI por la cual ofrece arroz redondo a 1,09 euros por kilo, tras aplicar un descuento del 12%. En su reclamación, expone que “este precio puede incurrir en venta a pérdidas porque no permite cubrir todos los costes de producción de los distintos agentes que intervienen en la cadena de valor”.

Asimismo, la asociación advierte a la Conselleria de Industria, mediante una reclamación, de que en el etiquetado del arroz tan sólo se especifica el distribuidor (Agrovert, S.L. domiciliado en Almàssera, Valencia) pero no el país de origen. Por tanto, solicita a la Generalitat que esclarezca si hubiera “algún incumplimiento de la legislación vigente sobre identificación del país de origen del producto”. El responsable de la sectorial del arroz de AVA-ASAJA, José Pascual Fortea, asegura que “es evidente que esta etiqueta lleva a confusión al consumidor porque no puede saber si el producto que compra es europeo o no europeo. La imagen repetida a ambas caras del paquete de dos agricultores con labor e indumentaria tradicionales del cultivo del arroz en la Albufera de Valencia durante el siglo XX también induce a confundir sobre un supuesto origen valenciano del arroz, lo cual no se confirma en ningún caso”.

Fortea añade que “si se trata de arroz europeo, con este precio de venta al público algún eslabón de la cadena (productor, envasador o distribución) pierde dinero. Y si se trata de arroz procedente de países terceros, como Myanmar o Camboya, que es lo más probable, se está tratando de esconder e incluso de engañar al consumidor con el origen del producto. La Unión Europea está fomentando que aumenten las importaciones asiáticas de arroz sin reciprocidad, lo que provoca en estos momentos una ralentización de las compras y pone en peligro la rentabilidad de la última campaña”.

Por otro lado, AVA-ASAJA denuncia ante la AICA la venta, por parte de ALDI, de naranjas variedad salustiana, origen nacional, a 0,95 euros por kilo, tras aplicar un descuento del 29%. La asociación también lamenta que “con esta bajada tan acusada de la cotización puede producirse una venta a pérdidas, al no cubrirse los costes de producción que soportan los actores de la cadena alimentaria, siendo el productor el eslabón más débil y vulnerable ante abusos comerciales”.

Valora este artículo
(1 Voto)
  • El Banco Europeo de Inversiones (BEI), dedicado a servir a proyectos estratégicos de la CE, negocia la concesión al gobierno sudafricano de multimillonarios créditos y ayudas para que sus principales infraestructuras logísticas ganen en eficiencia, usen renovables y para “descarbonizar” su economía
  • La CE se muestra pasiva frente a la agresividad de Sudáfrica en sanidad vegetal: Bruselas no ha reaccionado aún al récord de rechazos por presencia de cítricos infectados con el hongo ‘Mancha negra’ de la pasada campaña, ni ha exigido que sus envíos de naranja cumplan con el tratamiento de frío obligatorio por ‘Falsa Polilla’; Pretoria, por el contrario, ha cuestionado los controles y pruebas en los puertos europeos y ha denunciado a la UE ante la Organización Mundial de Comercio
  • La interprofesional tilda la operación de “despropósito”: “Sólo Europa podría atreverse, en el contexto actual de justificadas protestas agrarias, a financiar a terceros países que se niegan a cumplir la normativa fitosanitaria europea para preservar la sanidad vegetal de nuestras plantaciones”

Valencia, 29 de febrero de 2024.- La operación que ahora se ultima en favor de Sudáfrica fue confirmada por el propio Banco Europeo de Inversiones (BEI) recientemente y será por un importe relevante, probablemente de centenares de millones de euros. De hecho, la que ya fue aprobada a finales del año pasado en favor del Banco de Desarrollo del Sur de África supuso la concesión por parte del BEI de 300 millones de euros para financiar proyectos privados vinculados con energías renovables. Ahora el beneficiario será el propio Estado --que es el titular de la empresa pública Transnet, que explota los principales recintos portuarios y la red ferroviaria de este país-- el que podría ser titular de estos préstamos en condiciones preferenciales. Créditos e igual incluso fondos europeos que servirán para que estas infraestructuras se modernicen, sean más eficientes en términos energéticos y contribuyan a “descarbonizar” al que hoy es uno de los principales productores de carbón del mundo. Este apoyo financiero impulsará pues al sector minero local pero también al comercio hortofrutícola sudafricano en el país que también ocupa –precisamente tras España- el segundo puesto en el ranking de las principales potencias exportadoras de cítricos en fresco del mundo. No son difíciles de entender las razones por las que la Interprofesional Citrícola Española (Intercitrus) califica la iniciativa como “un despropósito” que acredita la “insensibilidad” con la que Bruselas trata a su sector productor pese a las protestas agrarias que siguen sucediéndose por todo el continente. Así se manifiesta su presidenta, Inmaculada Sanfeliu, quien a este respecto reclama a  la UE “que demuestre ya con hechos su voluntad de poner fin a las asimetrías de obligaciones entre los productores comunitarios y los productores de terceros países”.

Según recogía hace unos días la prensa sudafricana, la operación que ahora se ultima con el ejecutivo presidido por Cyril Ramaphosa se enmarca en el acuerdo suscrito en 2021 para la promoción del Just Energy Transition Partnership (JETP, ‘Alianza para la Transición Energética Justa’). En virtud de este acuerdo Sudáfrica, Francia, Alemania, Holanda y Dinamarca, junto con la propia UE a través del BEI, así como EEUU y Reino Unido se comprometían a financiar 8.800 millones de euros para apoyar los esfuerzos de este país africano en la “descarbonización” de su economía.

“Las políticas verdes de la UE castigan de este modo a la citricultura europea doblemente. De un lado, lo hacen en el mercado europeo, donde el sector compite entre todo tipo de restricciones y costosas obligaciones con los cítricos de países terceros mucho más baratos de producir y que no tienen que cumplir con tales requerimientos. Del otro, ahora también los recursos financieros que la UE pone al servicio de estas políticas sirven para potenciar a esa competencia desleal que no respeta, de manera flagrante y con alevosía, la propia normativa fitosanitaria europea”, se lamenta a este respecto Sanfeliu en clara referencia al caso sudafricano. “Sólo en Bruselas podría ser concebible que el primer exportador de cítricos en fresco del mundo –España- acuda en auxilio del segundo –Sudáfrica- para ayudarle a mejorar su posición en nuestro principal mercado –la UE- sin exigir antes reciprocidad y acatamiento de la normativa comunitaria”, añade la presidenta de Intercitrus. La responsable de la interprofesional se refiere así a la actitud pasiva que está mostrando hasta el momento la CE a la hora de hacer respetar la normativa que garantiza la sanidad vegetal en el territorio comunitario. Incumplimientos que, de manera recurrente, provocan que las importaciones europeas de cítricos sudafricanos traigan plagas y enfermedades que, en no pocas ocasiones (como en el caso del ‘Cotonet de Sudáfrica’), se instalan en las zonas de producción españolas y europeas.

Efectivamente, durante la pasada temporada, Sudáfrica acumuló la cifra récord de hasta 51 rechazos en puertos europeos tras detectar la presencia en sus envíos de cítricos afectados por el hongo de cuarentena conocido como ‘Mancha negra’. Llegado el momento presente, la CE aún no ha tomado ninguna medida para mejorar los controles o para garantizar una mayor fitosanidad a los citricultores europeos. De otro lado, el país austral acumula dos temporadas consecutivas sin cumplir en sus envíos con el cold treatment que la UE reguló en 2022 para evitar la llegada de otra peligrosa plaga, cuyo combate también está regulado como prioritario por Bruselas, la conocida como ‘Falsa polilla’. Intercitrus ha reclamado que se impongan medidas para verificar en destino, de manera sencilla y automática, su cumplimiento y ha propuesto –también sin éxito- que este tratamiento se extienda a las mandarinas y pomelos que también pueden hospedar y trasladar esta plaga.

La respuesta de las autoridades y exportadores sudafricanos ante tales hechos, lejos de ser resignada, ha sido de lo más beligerante: en 2022 su Gobierno denunció a la UE ante la Organización Mundial del Comercio (OMC) porque cuestionaba el tratamiento de frío impuesto contra la ‘Falsa polilla’ y, en cuanto a la ‘Mancha negra’, amenaza con abrir otro panel en la OMC y sus operadores se han atrevido a dudar de la eficacia y el rigor de los inspectores comunitarios así como de las pruebas que practican a sus frutas.

El BEI es un organismo comunitario con sede en Luxemburgo que concede financiación para proyectos que contribuyan a lograr los objetivos de la UE, tanto dentro como fuera de ella, cuyo Consejo de Administración está conformado por un consejero de cada Estado miembro –que son los propios accionistas del banco- y otro de la CE.

 

Valora este artículo
(1 Voto)

El ministro de Agricultura, Luis Planas, se ha reunido hoy en Madrid con los representantes de las organizaciones profesionales agrarias ASAJA, COAG y UPA para rendir cuenta del resultado de la cumbre con sus homólogos europeos el pasado lunes en Bruselas y poner sobre la mesa avances en las negociaciones con el sector.

El presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, quien ha asistido a la reunión como vicepresidente de ASAJA, ha destacado el compromiso de Planas por reforzar la Ley de la Cadena Alimentaria: “La Agencia de Información y Control Alimentario (AICA) va a convertirse en una herramienta más importante, va a poder hacer más inspecciones, va a ganar visibilidad y va a coordinarse mejor con las comunidades autónomas. El ministro nos ha asegurado además que habrá estudios de costes medios en productos agrarios que sirvan de referencia en los contratos, con el objeto de evitar abusos comerciales y garantizar precios justos”.

Aguado también ha subrayado “otras posiciones interesantes que evidencian que entramos en el camino de lograr objetivos que años atrás parecían muy lejos. Empieza a haber un criterio mayoritario en los países europeos para adaptarse a la realidad y rectificar políticas que permitan ir en dirección de la viabilidad económica de las explotaciones”. De este modo, el ministro ha asegurado que “las cláusulas espejo continúan encima de la mesa de Bruselas y en el tema de los Límites Máximos de Residuos (LMR) la mayoría está a favor de que si aquí una materia activa está prohibida se establezca un LMR cero a las importaciones”.

Aguado valora de manera positiva que Planas mantenga su intención de “hacer voluntario el cuaderno digital” y de “reforzar económicamente el sistema de seguros agrarios”.

Las organizaciones profesionales agrarias volverán a tener reuniones con el ministerio en los próximos días: mañana y pasado a nivel técnico para acelerar los trabajos abordados y a comienzos de la semana que viene para tratar de cerrar las negociaciones en los temas clave. ASAJA, COAG y UPA reiteran que "si no hay soluciones, habrá más movilizaciones".

Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 28 de febrero de 2024. La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) alerta de los daños provocados en los cultivos por las fuertes rachas de viento que afecta a varias comarcas de la provincia de Castellón, principalmente en el Baix Maestrat y la Plana Alta, donde ya se ha activado la alerta naranja y se han contabilizado rachas superiores a los 100 kilómetros por hora.

El viento de poniente de la semana pasada unido a las fuertes ventiscas que han azotado la provincia de Castellón al inicio de esta misma, ha ocasionado siniestros en naranja, mandarina y aguacate, desde golpes y caídas de la fruta, hasta la rotura y el arranque de plantas de alcachofa. En el caso de las naranjas en el Baix Maestrat, que se encuentran en plena campaña de recolección, se han detectado daños de hasta el 25% de la producción por la caída de frutos y un 15% por rameado. El representante de AVA-ASAJA Castellón, José Vicente Guinot ha indicado que “las cicatrices en la piel a causa del rameado no restan sabor y calidad organoléptica a la fruta, pero sí suponen a la hora de comercializarla una depreciación comercial“.                         

El foco de la preocupación también se ha situado en la alcachofa en varias zonas localizadas. El cultivo, que como la naranja también se encuentra en plena recolección, alcanza el máximo peso sobre la rama, lo cual lo hace más vulnerable a roturas de plantas debido al viento.

AVA-ASAJA informa que aún no es posible concretar una estimación económica de los daños derivados por el temporal de viento, sin embargo, manifiesta la preocupación por las posibles pérdidas en cantidad y calidad que pueden sufrir los agricultores de la zona. Por ello reclama a las administraciones la puesta en marcha de medidas de apoyo dirigidas a aliviar las pérdidas económicas de los agricultores que han sufrido perjuicios en sus explotaciones, así como una agilización en las peritaciones por parte de Agroseguro.

Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 27 de febrero de 2024. El Parlamento Europeo (PE) aprobó hoy la polémica Ley de Restauración de la Naturaleza con una ajustada votación (329 votos a favor, 275 en contra y 24 abstenciones) que pretende rehabilitar al menos el 20% de las zonas terrestres y marinas de la Unión Europea para 2030 y todos los ecosistemas degradados para 2050.

La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) critica duramente a la clase política por tomar esta decisión en medio de la ola de movilizaciones del sector agrario: “Bruselas sigue sin escuchar a los agricultores y ganaderos europeos. No ha tardado ni 24 horas desde las manifestaciones agrarias en Madrid y Bruselas para asestar una nueva puñalada al campo”.

AVA-ASAJA asegura que “la Ley de Restauración de la Naturaleza, dentro de la Estrategia Biodiversidad y del Pacto Verde Europeo, añadirá más restricciones y limitaciones únicamente a los productores europeos, con lo que el sector agrario perderá aún más competitividad respecto a las importaciones procedentes de países terceros que tienen todos los derechos pero no tienen las mismas exigencias. El resultado será el mismo que estamos alertando con la nueva PAC, con los acuerdos comerciales sin reciprocidad y con todas las normativas medioambientales que se sacan de la chistera los políticos ideológicos de ecologismo radical: la crisis agraria se recrudecerá, el despoblamiento rural irá a más, los incendios aumentarán, el desierto avanzará y la cesta de la compra se encarecerá todavía más”, advierte el presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado.

Recuerda el dirigente agrario que “todos estamos a favor de la preservación del medioambiente y compartimos el loable objetivo de esta ley, pero hemos dicho por activa y por pasiva que está mal redactada, que maltrata a los agricultores y ganaderos que son parte de la solución y no el problema, que es imposible cuidar el paisaje sin cuidar a las personas que lo hacen posible”.

Aguado hace hincapié en el tema del agua: “Hay que hablar de las dos Europas. La gestión hídrica es totalmente diferente en la Europa mediterránea que en la Europa continental o del norte. Por tanto, no se puede poner café para todos e imponer la misma legislación para todos. Quizás renaturalizar ríos sea posible en aquellos países donde llueve cuando hace falta y no necesitan regar, pero aquí no sirve, sólo para complicar la vida, hacer avanzar el desierto y tener media España desértica”.

Por ello, AVA-ASAJA reclamará a su organización nacional ASAJA y al COPA-COGECA, entidad que aglutina a las principales organizaciones agrarias y cooperativas de la Unión Europea, que siga “impulsando una potente labor reivindicativa a todos los niveles para acabar con este ciclo europeo antiagrarista que condena a los productores y consumidores europeos”.

Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 26 de febrero de 2024. Agricultores valencianos de la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) se unieron hoy a la manifestación de Madrid, con un crespón negro en recuerdo a las víctimas del incendio de Campanar, junto a cientos de tractores y más de 15.000 agricultores, ganaderos y pescadores de todas las comunidades autónomas, colapsando el centro de la ciudad. Bajo el lema “El campo exige apoyo, respeto y reconocimiento”, la marcha recorrió las principales avenidas del centro de la capital, partiendo desde el Ministerio Agricultura hasta la oficina de la Comisión Europea. En esta movilización, que coincidía con la reunión del Consejo de Ministros de Agricultura de la UE, el sector ha demandado a todas las administraciones “respuestas rápidas y estructurales a la crisis actual a la que se enfrenta el sector agrario“.

 

Tras las movilizaciones llevadas a cabo en las comunidades autónomas españolas como parte del calendario de protestas en unidad de acción, las principales organizaciones agrarias, ASAJA, COAG y UPA, convocaron esta primera manifestación unitaria del sector agrario. ASAJA Bruselas también ha estado presente en la protesta del campo europeo en Bruselas junto a importantes organizaciones agrarias europeas.

 

Los tractores partieron a las 09 horas desde el puente de Arganda, accediendo a la capital por la Nacional 3, Avenida del Mediterráneo, Ciudad de Barcelona, para concentrarse finalmente en el Paseo de Infanta Isabel, frente al ministerio de Agricultura. Desde este punto, acompañados por las más de 15.000 personas asistentes a pie, se han dirigido a la sede de la Oficina de la Comisión Europea, donde tuvieron lugar las intervenciones de los máximos responsables de las organizaciones convocantes.

 

El sector agrario español ha reclamado un cambio de rumbo de la política agraria, flexibilización y simplificación de la PAC, la mejora de los seguros agrarios, una reestructuración de los acuerdos comerciales y la revisión de la Ley de la Cadena Alimentaria. Cristóbal Aguado, presidente de AVA-ASAJA, ha reiterado que “somos agricultores, no administrativos en una oficina, ni podemos ser profesionales de la fotografía ni llenar tantos papeles. Menos burocracia, un precio justo, que funcione la cadena alimentaria, que se revisen los acuerdos internacionales y que se potencie el seguro agrario como corresponde para que podamos tener una renta digna.”

Valora este artículo
(1 Voto)

Los empresarios de CEV Castellón han cerrado filas en torno al sector primario de la provincia y han reclamado que se atiendan sus demandas sin más demora. Así ha quedado patente en la reunión de la junta directiva y comité ejecutivo de CEV Castellón celebrada esta mañana, en la que el representante de AVA-ASAJA en Castellón, José Vicente Guinot, ha compartido con el empresariado de la provincia las reivindicaciones del sector.

En este sentido, Guinot ha incidido en que se trata de “reivindicaciones ya históricas, porque siguen sin darles respuesta desde las distintas administraciones”. El sector reclama una reorientación de las políticas de la Unión Europea y España, priorizando la agricultura europea sobre las normativas medioambientales; reciprocidad en todos los nuevos acuerdos comerciales de la UE con terceros países; mayor control fitosanitario de las producciones procedentes de países terceros en los puertos de entrada de la UE; paralizar las negociaciones de los acuerdos con Mercosur, Chile, Kenia, México, India y Australia y no ratificar el tratado con Nueva Zelanda; o reducir la burocracia derivada de las políticas agrarias especialmente a las pequeñas explotaciones.

Durante la reunión, el presidente de CEV Castellón, Luis M. Martí, ha denunciado que el sector primario “no compite en igualdad de condiciones” y ha pedido al gobierno de España y a la Comisión Europea que “reflexione, reconsideren su estrategia y pongan soluciones definitivas, contundentes y urgentes para revertir la sangría de nuestra agricultura, ganadería y pesca”.

Luis M. Martí ha calificado al sector primario como “esencial para la provincia de Castellón”. Además, lo considera como “uno de los pilares básicos para luchar contra la grave situación de despoblamiento que sufrimos”.  “La crisis que atraviesa el campo pone la puntilla a la delicada situación que atraviesa la economía castellonense”, ha concluido.

Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 23 de febrero de 2024. Agricultores valencianos de la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) asistirán el próximo lunes a la movilización convocada en Madrid por las organizaciones agrarias representativas de España ASAJA, COAG y UPA con el lema “El campo exige apoyo, respeto y reconocimiento”. Tractores venidos desde zonas cercanas a Madrid y miles de agricultores del resto de España también se sumarán a esta manifestación, dentro del calendario de protestas en unidad de acción, cuyo itinerario partirá desde el ministerio de Agricultura y discurrirá por el paseo del Prado, Recoletos y Castellana y finalizará ante la sede de la Oficina de la Comisión Europea en Madrid, coincidiendo con la reunión del Consejo de Ministros de Agricultura de la UE.

El presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, reclama al ministro Luis Planas que “aproveche esta oportunidad crucial que brinda la cumbre de ministros de agricultura, en plena ola de movilizaciones agrarias en toda Europa, para implantar de una vez por todas la reciprocidad (o las cláusulas espejo, como quiera llamarlas) a las importaciones procedentes de países terceros, de tal manera que tengan las mismas obligaciones fitosanitarias, sociales y medioambientales que Bruselas exige a las producciones comunitarias. No nos valen sus excusas de que otros países europeos ponen pegas, España debe dejar de ser un don nadie en Bruselas y hacer valer su papel protagonista como despensa de Europa”.

Aguado critica que “Pedro Sánchez es el único presidente de la UE que no ha ido a Bruselas a presionar a la Comisión para hacer los cambios que piden los agricultores y, por el contrario, ha cogido el Falcon para ir a Marruecos a hacerse la foto con el rey y llevarle un capazo de billetes para modernizar la agricultura marroquí, que nos haga más competencia desleal y nos tire de nuestros campos. O el Gobierno español rectifica ya, o los productores abandonarán, el despoblamiento rural irá a más, los incendios crecerán y los alimentos se encarecerán aún más”.

           

“Respuestas rápidas y estructurales”

Después de las movilizaciones en las comunidades autónomas, ASAJA, COAG y UPA llevan sus protestas a Madrid. Las principales organizaciones agrarias esperan que “el Consejo de Ministros de la UE impulse respuestas rápidas y estructurales a la crisis actual a la que se enfrenta el sector agrario. Los ministros deberán decidir sobre la negociación de las cláusulas espejo, así como la flexibilización de la PAC (normas de la condicionalidad reforzada), dos importantes asuntos que son vitales en las demandas de los productores españoles”. También hay reformas esenciales que demanda el sector como es un cambio en el funcionamiento de la Ley de la Cadena Agroalimentaria; un sistema de Seguros Agrarios que responda a las necesidades de los productores, una fiscalidad acorde a los incrementos de costes que soporta el sector e inversiones urgentes en materia de regadíos.

Los tractores partirán el lunes a las 09 horas del puente de Arganda y accederán a la capital por la Nacional 3, Avenida del Mediterráneo, Ciudad de Barcelona para concentrarse en el Paseo de Infanta Isabel, frente al ministerio de Agricultura. Desde allí, acompañados por miles de agricultores a pie, se dirigirán a la sede de la Oficina de la Comisión Europea (Paseo de la Castellana, 46), donde tendrán lugar las intervenciones de los máximos responsables de las organizaciones convocantes.

Valora este artículo
(1 Voto)

Valencia, 23 de febrero de 2024. Las organizaciones profesionales agrarias de la Comunitat Valenciana valoran de manera muy positiva que Rubén Ibáñez, presidente de la Autoridad Portuaria de Castellón, haya anunciado hoy la aprobación de una resolución en el Consejo de Administración que acuerda, en el próximo Plan de Empresa, una posible revisión de las modificaciones de las bonificaciones que afectan a los sectores estratégicos de la provincia, incluido al sector citrícola.

Esta reivindicación del sector agrario llega tras dos reuniones mantenidas entre Rubén Ibáñez y José Vicente Guinot, representante de AVA-ASAJA Castellón,  y Carles Peris, representante de La Unió, así como después de una movilización convocada por todas las organizaciones agrarias el pasado 16 de febrero en el puerto de Castellón, para protestar precisamente por la competencia desleal que suponen las importaciones procedentes de países terceros.

El presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, resaltó que “esta eliminación de ventajas competitivas es una de las demandas fundamentales para la agricultura valenciana y representa un paso importante hacia la reciprocidad respecto a las importaciones de países terceros”. Ibáñez, en línea con su compromiso expresado a las organizaciones agrarias, ha trasladado al Consejo de Administración la necesidad de los agricultores de revisar la bonificación del 40% aplicada “para adecuarla a la realidad actual”. El presidente de la Autoridad Portuaria ha afirmado que “el puerto está al servicio y necesidades de sus sectores estratégicos”.

A nivel nacional y europeo, AVA-ASAJA insta a las administraciones a implementar medidas concretas que se traduzcan en mejoras reales, priorizando la agricultura europea frente a la entrada de mercancías de países terceros, que cuentan con los mismos derechos que las producciones de la Unión Europea pero sin las obligaciones y restricciones de las políticas comunitarias.

Página 6 de 143

 

Volver