Un buen manejo de la maquinaria mejora la eficiencia de los tratamientos y reduce el desperdicio alimentario

 

Uno de los factores que causan el desperdicio alimentario a pie de campo son las plagas y enfermedades que afectan a los cultivos. Para prevenir y combatir los ataques de estos patógenos, los agricultores realizan los tratamientos fitosanitarios que la Administración competente autoriza y, en ese sentido, el manejo de la maquinaria empleada supone un aspecto a tener muy en cuenta para mejorar la eficiencia de las aplicaciones y reducir el desperdicio alimentario.

Durante un acto organizado por la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA), la investigadora del Instituto Valenciano de Investigaciones Agrarias (IVIA) Patricia Chueca expuso los beneficios que aporta un buen manejo de los equipos de aplicación de tratamientos fitosanitarios. Los factores que condicionan la eficacia de los tratamientos son el estado de la plaga (hay que tratar en el momento necesario), las condiciones meteorológicas (no aplicar, por ejemplo, si hay un viento superior a los tres metros por segundo) y los equipos.

Respecto a la aplicación de los equipos, la experta recomendó evitar pérdidas de producto a la atmósfera, al suelo y entre los árboles, para lo que resulta útil encarar correctamente las boquillas y emplear un sistema de precisión de detección de árboles. Es aconsejable calibrar la velocidad del vehículo, la presión en boquilla, el número de boquillas, la orientación y el caudal de aire. Asimismo, un recomendador de volumen permite ajustar el volumen de aplicación en función de la vegetación, la plaga y el producto. El centro está investigando los efectos de estos parámetros en diferentes parcelas y estados fenológicos.

Tal como avanzó Chueca, las primeras estimaciones apuntan a que un manejo adecuado de la maquinaria puede contribuir también a un ahorro de hasta 960 euros por hectárea y año en cultivos sensibles a las plagas, como es el caso del caqui o las frutas de hueso, y a una disminución de las emisiones entre un 40 y 80%.

Los socios del proyecto LIFE GLEANSMART atendieron esta conferencia con especial interés puesto que el manejo de maquinaria constituye una práctica de utilidad a la hora de reducir las pérdidas de producción durante el ciclo de cultivo. 

 

El proyecto Life Gleansmart ha recibido financiación de la Unión Europea en virtud del acuerdo de subvención n° 101113991.

 Co-financiado por la Unión Europea. Los puntos de vista y opiniones expresados son, no obstante, exclusivamente los del autor(res) y no reflejan necesariamente los de la Unión Europea o CINEA. Ni la Unión Europea ni la autoridad concedente podrán ser consideradas responsables de las mismas.

 

AINIA · Innovamos contigo por un futuro sostenible   VisualNAcert | iAgua   Agrosingularity - El Referente   ODYSSEY ROBOTICS | LinkedInLIFE VIDA FOR CITRUS - Transfer Consultancy

 

 

Volver